miércoles, 4 de junio de 2014

Yo estuve allí.

Ya ha acabado el mes de mayo del 2014. Aparte del frikifestival de Eurovisión, por estos lares ha habido más frikismo que ningún otro año. En el puente de Mayo en el Circuito de los Arcos de Navarra hubo un espectáculo llamado Acceleration que además de coches y motos trajo conciertos que sorprendieron a más de uno. Os imagináis juntar Sabrina, Samatha Fox, Rick Ashley, Haddaway, Snap, 2Unlimited, Vengaboys, el coche fantástico y videos de los 80 y 90. Pues eso es lo que  la empresa holandesa que montó  el negocio presentó para el primer día después de los entrenamientos de unos cochecitos Legend que zumbaban que no veas. El maestro de ceremonias ni más ni menos que David Haselhoff. Para abrir el concierto la interpretación de la cabecera de "Los vigilantes de la playa",  con su chupa de capitán de playa y rodeado de vigilantas provistas de los flotadores de rescate. ¡Menudo showman! . Todo el mundo gozó mucho. Entre actuación y actuación proyectaban vídeos que rememoraban viejos tiempos, viejas noticias y viejos cacharros. Que si la boda de Lady Di, el pacman, "El imperio contrataca", la primera Nintendo, los walkman de Sony, etc. La edad media de los espectadores como os  podéis  imaginar, 40 años. Con la cerveza en la mano y una sonrisa en la cara mientras vienen a su mente esos recuerdos. Hay un libro en el mercado, "Yo también fui a E.G.B.", que te hace sentir algo parecido. Las actuaciones y los atributos de las cantantes también generaban mucha curiosidad. Para los grupos discotequeros no pasan los años. Es como decir  que  ya no se lleva la música de ABBA. Siguen teniendo marcha y hacen moverse al personal. Samantha Fox, es una madurita de casi 50 años que no hacía más que sobarse las tetas bastante recogidas en un bustier armadísimo. Su repertorio musical un poco  peñazo. Sabrina, un poco más joven que la otra, en su línea con su eterna canción "Boys, boys, boys..." pero sin dejarse escapar escapar la teta. Rick Ashley se cayó del cartel pero no se le echó mucho en falta porque los Vengaboys  dieron mucha caña. Todo el mundo salía del recinto comentando entre unos y otros ¿y te acuerdas...?, echándose unas risas yendo subidos de alcohol y recuerdos. El segundo día más coches. Esta vez FA1 una modalidad reglada por la FIA. Por la noche DJ's que atrajeron una chiquillería de 15 a 20 años que desfasaban más en tema de bebida y otras sustancias. De aquí se cayó del cartel Brian Cross pero el showman que lo sustituyó hizo vibrar a todo bicho viviente. Dj Nano estuvo bien. El plato fuerte de este día era la rumana Inna que aunque pasó frío y no pudo lucir cachas como suele hacer entre canción y canción saludaba al público en español y agradecía una y otra vez el que el tour le haya traído aquí. El domingo por la mañana se disputaron las pruebas de motor que no atrajeron a tanta gente como el Sr. Haselhoff.



 


 Para empezar el mes no estaba mal. Pero ese mismo día se inauguraba el sexto festival Friki de Logroño. El Frikoño ya va por su sexta edición y en ella toman parte infinidad de bares del lugar además de la escula de diseño de La Rioja con una exposición llamada Grotesque. De los bares cabe destacar el ShowCooking de Guarrindongadas. En el desfile friki todavía no se atreve mucha gente a disfrazarse. No es como el Salón del cómic de Barcelona. Pero tiempo al tiempo...

2 comentarios:

Juanjose ruiz cortina dijo...

Menuda combinacion mas explosiva¡¡¡¡¡...que envidia me has dado
Un abrazo

ulises dijo...

Aunque al principio hace gracia todos los cuarentones me decían que también les hubiese gustado estar allí.